Rigor y disciplina para frenar la Covid-19

0
142

La necesidad de aumentar el rigor y la disciplina para frenar la Covid-19 son fórmulas que no por repetidas pierden vigencia.

El llamado  de las autoridades de la Salud Publica Cubana, a todos los niveles, de no bajar la guardia y cumplir rigurosamente las medidas de los Consejos de Defensa en cada territorio, es un hecho constante.

En los medios de comunicación masivos se informa cada día a la población de la  situación del país y los indicadores nada halagüeños de la evolución de la pandemia en el territorio nacional.

Es cuestionable entonces si se conocen de sobra: causas, efectos y secuelas de esta enfermedad la actitud de algunas personas que desacatan la ley y violan lo establecido poniendo en riesgo su salud y la de sus semejantes.

No son tiempos para que los niños  jueguen en áreas públicas, ni de visitar a familiares y amigos, con quienes se  tendrá la oportunidad de profesar  afectos. Es momento de usar alternativas y  desde la distancia, hacernos presentes.

Vivimos tiempos difíciles, es necesario salir de casa a trabajar y adquirir los insumos necesarios, pero ello no justifica, en lo absoluto, el no guardar distancias y mucho menos el no uso o uso incorrecto del nasobuco, algo que  se ha convertido en un hecho normal, sobre todo en áreas donde no esté presente una autoridad policial.

El establecimiento de medidas en  las distintas fases en tiempos de Covid-19, no se trata de caprichos, y sí de una necesidad urgente de poner freno al contagio de esta enfermedad, a la pérdida de vidas humanas y al riesgo inmenso de padecimientos de salud para toda la vida.

Asumamos entonces que es vital el rigor y la disciplina para poner coto a la Covid-19, una enfermedad reconocida por la Organización Mundial de la Salud como la 5ta causa de muerte del planeta y  cuyo costo, en vidas humanas asciende ya, a más de 3 millones de personas. 

Dejar respuesta

Comentario
Nombre