Los que no están

0
74

Se avecina un nuevo aniversario de radio Camoa, y la celebración siempre trae consigo algo de nostalgia, por ese pasado que abriga recuerdos inolvidables, donde algunos continúan y otros ya no están.

Entre esas personas que formaron parte del colectivo estuvo la periodista Alina Alfonso Pita, era la mayor del Departamento Informativo, alguien que comenzó a trabajar cuando sus hijos Marina y Silvito eran pequeños y aquí a la par de su hacer y el paso de los años se convirtió en abuela.

Alina dio lecciones de buena redacción, su responsabilidad con cada nota tocaba la exquisites, en tanto la puntualidad, la constancia, el sentido de observación y ayudar a sus compañeros, sobre todo corregir y aconsejar la caracterizaron siempre.

No fue de las periodistas multipremiadas, pero fue de las que, en pleno período especial, se las ingenió para llegar siempre desde el Cotorro a San José de las Lajas y así cumplir su trabajo como reportera.

De Alina tenemos recuerdos que sobrepasan el contenido de un currículo porque lo más importante es la impronta que cada quien es capaz de dejar, es la virtud de ser una buena persona, son las lecciones que se dan sin estar frente a un aula y sí en el día a día, donde cuenta ese extra que se pone para el buen hacer.

Alina nos enseñó, sobre todo a los principiantes de entonces, que la responsabilidad y la ética van de la mano en esta profesión, que ha de despertarse cada día con la idea de lo que se va a escribir y que la inmediatez es un arte.

Hoy a las puertas de un nuevo aniversario de Radio Camoa, traigo a esta colega que también forma parte de la historia de nuestra emisora.

 

 

 

Califiquenos

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Nombre