La disciplina y la Covid-19

0
216
foto-tomada-radio-guamá

La disciplina es primordial en todos los actos de nuestras vidas, pero cuando ser disciplinado equivale a salvar la existencia, entonces ese valor tiene una significación especial y como tal ha de asumirse con todo rigor.
En estos días que vivimos en el mundo la amarga experiencia por la letalidad de la Covid-19, urge cumplir las medidas sanitarias para frenar ese virus y evitar su propagación. Resulta imprescindible que cada quien sea estrictamente disciplinado porque no solo estará protegiendo su vida, también protegerá la de los demás.
San José de las lajas es el municipio de la provincia Mayabeque con mayor cantidad de casos confirmados y aun cuando a diario se conoce la situación mundial y nacional de la pandemia a través de la Conferencia de Prensa del Ministerio de Salud Pública y de todos los medios de comunicación en Cuba, aun la percepción de riesgo es insuficiente.
No todos han interiorizado por qué el aislamiento es importante, por qué cumplir las medidas sanitarias es vital y mantenerse en casa la mejor decisión. La indisciplina no debe ocupar espacio. El mundo enfrenta un enemigo desconocido en cuyo combate desigual la disciplina resulta arma valiosa para defender la vida
El aislamiento, está demostrado es elemental para frenar la expansión de la Covid-19. Un informe de la Organización Mundial de la Salud, OMS, refiere que las medidas implementadas en China (cuarentena, distanciamiento social, y aislamiento de poblaciones infectadas) han tenido un impacto real en frenar la transmisión de la epidemia. El análisis sugiere que el cordón sanitario de Wuhan retrasó en por lo menos tres días la propagación del virus a otras ciudades en China.
La OMS instó a los países a practicar la contención (es decir, detectar y aislar los casos, identificar los contactos y ponerlos en cuarentena) y la mitigación (es decir, ralentizar la propagación del virus en la comunidad) al mismo tiempo. Eso se hace en Cuba, el estado cubano, cuya máxima es salvaguardar al pueblo, ha tomado las medidas pertinentes ante esta eventualidad. El seguimiento es diario desde cada municipio, provincia hasta el nivel nacional.
El esfuerzo de la dirección del país está ahí, a la vista de todos, es lo común en la mayor de las Antillas, donde el bienestar del pueblo es ocupación y desvelo. Entonces es necesaria la respuesta de todos, es inadmisible que exista indisciplina, que algunos intenten evadir lo establecido. Es preciso que en correspondencia con el pesquisaje exista sinceridad a fin de detectar a tiempo contactos y posibles infestados.
La Covid-19 es una amarga realidad. En diversos lugares del planeta ha cobrado miles de vidas, muchos mueren en las calles sin haber sido atendidos al menos una vez en una institución de salud, otros se saben condenados al no contar con la protección y atención necesaria. Ese no es el caso de Cuba; entonces, urge que la disciplina, la sensatez y la conciencia de todos despierte de una vez porque no es evadiendo el aislamiento, o tratando de huir de una zona decretada en cuarentena que se escapará de la Covid-19, quien único puede escapar así es la vida.

5/5 - (1 voto)

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Nombre