La Cruz aporta en Tokio y Cuba supera Río 2016

0
134
Julio César La Cruz de Cuba se enfrenta al keniano Elly Ochola en la categoría de 91 kg del boxeo en el Arena Kokugican durante los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, en la capital de Japón, el 27 de julio de 2021. Foto: Roberto Morejón, periódico Jit, Inder.

Tomado de JIT

Tokio.- CONSCIENTE del especial significado de ese aporte, el crucero cubano Julio César La Cruz escribió hoy su nombre con letras de oro en el torneo boxístico de los Juegos de la XXXII Olimpiada organizados aquí, donde Cuba ya superó su anterior labor en estas lides y el ligero welter Andy Cruz avanzó a la final dominical.

Sabía que el capitán de la nave debe triunfar o morir en la batalla, que se batía por el cetro con que su país llegaba a seis y pasaba sobre los cinco de la versión precedente y que no abundan los hombres capaces de celebrar dos veces a este nivel, como hizo ahora.

El campeón semicompleto de Río de Janeiro 2016 conocía igualmente que el ruso monarca mundial Muslim Gadzhimagomedov es una estrella de alto rango, y por eso trabajó duro con los estrategas para explotar al máximo las habilidades que le distinguen.

La Cruz estaba también al tanto del seguimiento que genera en la Isla, con su natal Camagüey a la vanguardia, y que su mamá le acompañó frente al televisor, enviando las buenas vibras que colorearon sus rápidos desplazamientos y la efectividad de su golpeo.

Quería ser quien tributara la tercera faja de la armada al mando de ese orfebre que responde al nombre de Rolando Acebal, y regalarla desde aquí a quienes hace más de un año libran en su patria otra lucha sin cuartel, contra la pandemia que sacude a la humanidad.

El onceno bicampeón del pugilismo cubano, cuarto desde Londres 2012, donde quedó sin lauro, se impuso a la casi nula actividad internacional acumulada en su actual categoría, y esculpió un 5-0 que dejó muchísimos motivos para disfrutar entre quienes aplauden, además, su postura digna como hijo de Cuba.

Fue tanto su dominio que Gadzhimagomedov se mostró sin respuestas, como multiplicado por cero, carente de la clase que sustentó su paso feliz por el cuatrienio que cierra en la capital nipona.

«Era el favorito por su estabilidad en este peso y eso siempre implica presión, pero logramos prepararla bien», explicó después el cuatro veces rey del orbe, quien aceptó que hubo lágrimas en su rostro por la emoción de validar un desempeño fraguado desde la dedicación personal y de su colectivo técnico.

«Los entrenadores, médicos, fisioterapeutas, el psicólogo, mis compañeros de equipo… Todos son parte de lo logrado», aseveró antes de mencionar al profesor Alcides Sagarra en su condición de padre fundador de la escuela cubana de boxeo, a Raúl Fernández, quien lo condujo hasta la anterior justa bajo los cinco aros, y a Acebal, ejemplo de sabiduría y modestia.

«Sin él nuestra nave insignia no hubiera navegado bien», sentenció La Cruz en un aparte con JIT, antes de insistir en que «ellos confiaron en mí, como mi mamá siempre confió en mí, y el pueblo cubano confió en mí, y por eso no podía fallarles».

Interrogado sobre el futuro, reaccionó a la velocidad con que minimozó a su contrario en la arena Kokugican.

«Ahora a disfrutar este resultado, luego a seguir preparándome, porque si mi amigo Mijaín López no está, quiero ser el abanderado de Cuba en los Juegos Olímpicos de París 2024», aseguró, y eso lo dice todo sobre sus intenciones de igualar a Teófilo Stevenson y Félix Savón en la conquista de tres coronaciones de este tipo.

Y para que las buenas noticias de este viernes fueran más entre las cuerdas, el ligero welter Andy Cruz superó 5-0 al minimizado australiano Harry Garside y peleará el domingo por oro contra el estadounidense Keyshawn Davis, victimario del armenio Hovhannes Bachkov.

Ello quiere decir que aún no se cerraron las puertas de las celebraciones, porque el bicampeón mundial quiere pintar de dorado su debut olímpico, lo que implicaría que el boxeo de la Isla alcanzaría un cuarteto de fajines, cifra no lograda desde los cinco rubricados en Atenas 2004.

Califiquenos

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Nombre