Escalado de bio productos, respuesta eficaz en la agricultura cubana

0
148

El Quitomax y el PectiMorf son dos bio – estimulantes creados y producidos en el Instituto Nacional de Ciencias Agrícolas (INCA), emplazado en San José de las Lajas, capital de Mayabeque, con una demanda en aumento entre los campesinos y entidades pertenecientes a la agricultura del país.

Esto se debe a la protección de los cultivos contra estreses bióticos y abióticos, traducido en el ataque de hongos y virus; así como la agresión de factores medio ambientales, en detrimento de los procesos fisiológicos y metabólicos de las plantas.

También al incremento de los rendimientos  productivos entre un diez y un 40 por ciento en granos como el frijol y la soya y cultivos de gran demanda e interés económico como el maíz, el arroz y el tabaco.

Con este bio – estimulante líquido a base de quitosano, se benefician también variedades hortícolas como tomate, pepino, pimiento, Cebolla y Ajo; tubérculos como papa y Yuca y pastos como la Braquiaria, combinado con el bio – fertilizante Ecomic, creado igualmente en el INCA.

El principal agente activo del Quitomax es el carapacho de los crustáceos, un desecho de la pesca en Cuba, agente contaminante que puede transformarse en un producto totalmente inocuo para el medio ambiente y beneficioso para la agricultura.

A esto se añade la existencia en el INCA de todos los métodos técnicos, estratégicos y operativos necesarios para su producción en mayores proporciones; sin embargo, persisten los obstáculos para su fabricación y escalado.

En tanto, se compra a altos precios la materia prima en el mercado internacional y en dependencia de los reactivos existentes, se produce en la institución científica lajera en condiciones de laboratorio una cantidad muy por debajo de la demanda existente en todo el territorio nacional.

La inversión del país en la producción y tecnología del Quitomax y el PectiMorf, se traduce en el ahorro por concepto de compra de 6 Millones 169 Mil 518 usd en el frijol y de 10 Millones 810 Mil 800 en el arroz, dos de los cultivos de mayor demanda en la alimentación del cubano, cifras muy representativas, en especial por el crítico panorama económico que hoy vive nuestro verde caimán.

Para nadie son un secreto las limitaciones que trae para nuestra economía el bloqueo impuesto por los Estados Unidos; recrudecido durante los últimos años y en aumento tras la crisis provocada por la Covid 19, por lo que la sustitución de importaciones es vital para la agricultura, la soberanía alimentaria y el desarrollo del país.

 

 

 

Dejar respuesta

Comentario
Nombre