La batalla contra la Covid-19 y los ilusos

0
155
SAMSUNG CAMERA PICTURES

 

La Covid-19 lamentablemente continúa como noticia. Su letalidad enluta al mundo. Las cifras de contagios y muertes, más los últimos sucesos demuestran que esta pandemia es mayúsculamente peligrosa como para descuidarse o confiarse.

La provincia central china de Hubei registró el domingo cinco nuevos casos confirmados de la neumonía COVID-19, así lo informó hoy lunes la comisión provincial de salud, la cual precisó que los pacientes, todos en Wuhan, la capital provincial, venían siendo tratados como asintomáticos. (Fuente Cubadebate)
Evidentemente el nuevo coronavirus no deja de ser una amenaza, aun cuando el comportamiento de la curva evolutiva de la pandemia muestre declinación, no es motivo para confiarnos.
Cuba se mantiene en escenario favorable de la curva evolutiva de la COVID-19, la causa es que durante los últimos días son más las altas que casos ingresados o confirmados en 24 horas. Esta vez se reportan 36 altas y 17 casos positivos de las 1 847 muestras analizadas, pero tal resultado no implica confiarnos y mucho menos, descuidarnos.
Estamos ante un enemigo invisible, ante un potente invasor para el cual todavía no se ha encontrado un freno total. Es un combate desigual, en el que el arma que asiste a los amenazados es la protección, la higiene, el aislamiento; solo que algunos ilusos, desestiman estas medidas y siguen en la calle, se aferran a las aglomeraciones, como si no estuviera sucediendo nada.
Si prosiguen las indisciplinas sociales lo alcanzado puede cambiar. Ahora urge arreciar las medidas sanitarias, mantener el distanciamiento social, usar el nasobuco, efectuar el lavado frecuente de las manos, y quedarse en casa, salir solo por una razón muy específica.
La Covid-19 deja su nefasta huella en el mundo que hoy reconoce enfrenta a un invasor invisible y extraordinariamente letal. No se requieren armas convencionales para aniquilarlo, son primordiales un sólido sistema de salud que asista a todos, material sanitario y disciplina-responsabilidad para cumplir todas las medidas.
Cuba cuenta con el apoyo del estado, con la voluntad política de enfrentar la pandemia y hacer hasta lo imposible por salvaguardar al pueblo, por garantizar su bienestar. La mayor de las Antillas posee un sistema de salud sólido, con profesionales capaces; pero todavía la indisciplina y la irresponsabilidad de algunos pobladores campean de manera irreverente.
Lo que tenemos seguro, muy seguro para enfrentar la Covid-19 es el cumplimiento de las medidas sanitarias establecidas. Para eso no hay impedimento, solo el grado de irresponsabilidad e indisciplina de quienes insisten en ser ilusos. Y los ilusos, de verdad, que no dan la talla en este combate.

Califiquenos

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Nombre