Discurso del presidente cubano en evento latinoamericano reconoce el valor de la solidaridad

0
185

 Tomado de Radio HC

La Habana, 3 nov (RHC) Ninguna causa justa nos es ajena y como nación que debe parte de su existencia a la solidaridad, jamás renunciaremos a su práctica, por convicción, aseveró el Presidente cubano Miguel Díaz-Canel Bermúdez al clausurar el Encuentro Antimperialista de Solidaridad, por la Democracia y contra el Neoliberalismo, que durante tres jornadas sesionó en la capital.

En presencia del General de Ejército Raúl Castro Ruz, Primer Secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, y de Nicolás Maduro, Presidente de Venezuela, Díaz-Canel Bermúdez precisó que en pleno siglo XXI llueven amenazas y agresiones de diverso grado sobre todos los gobiernos soberanos que se niegan a servir a la potencia hegemónica para instalar bases militares, entregar sus recursos o ceder a su mandato.

Aseveró que a nivel global se advierte gran preocupación por los retrocesos en ámbitos importantes como la paz, autodeterminación y soberanía de las naciones, el medio ambiente y enfrentamiento al cambio climático, los derechos humanos, la justicia social y búsqueda de la equidad económica.

El mandatario señaló que América Latina y el Caribe sufren el retorno de la Doctrina Monroe y las peores prácticas del Macartismo.

Trump y su corte de viejos halcones arremeten contra la Revolución cubana, la Bolivariana, el Foro de Sao Paulo, el sandinismo, los liderazgos políticos de izquierda brasileña, boliviana, argentina y movimientos sociales, populares, progresistas de toda la región, dijo.

Destacó que con mentiras han cercado a Cuba durante años, invadieron naciones, destrozaron pueblos, hicieron retroceder a regiones enteras en su camino al desarrollo,y subrayó que el neoliberalismo es un fracaso económico y un desastre social.

El Presidente de la República se refirió a la atención médica ofrecida por la mayor de las Antillas en el mundo, con más de 400 mil profesionales de la salud que han brindado servicios en 164 países.

En este minuto más de 29 mil atienden a las poblaciones vulnerables de 65 naciones, aseveró.

Nada dice tanto de la esencia humanista de la Revolución cubana como esa cooperación, de ahí el empeño en denigrarla y destruirla, no nos sorprende, al capitalismo le es ajena la solidaridad, sentenció.

Destacó que la cooperación cubana, hija de la solidaridad como principio, estuvo, está y estará en cualquier ámbito noble de la actividad humana, donde pueda aportar. Ser solidarios es saldar nuestra propia deuda con la humanidad, aseveró.

Díaz-Canel Bermúdez alertó que solo trabajando desde lo mucho que los une se pueden construir proyectos comunes frente a la agresión imperialista y sus aliados oligárquicos.

Vivimos la era de las comunicaciones: construyamos juntos plataformas emancipadoras, para oponer a las colonizadoras, nuestros mayores esfuerzos y energías, en pos de un mundo mejor posible, sentenció.

Reiteró el apoyo y solidaridad con el legítimo presidente de Venezuela, Nicolás Maduro; con el Comandante Daniel Ortega y el Frente Sandinista de Liberación Nacional de Nicaragua, también bajo ataque.

Felicitó a Evo Morales por su triunfo electoral en Bolivia, y a Alberto y Cristina Fernández, que abren una nueva esperanza en Argentina.

El Presidente reafirmó que la nueva generación de dirigentes cubanos, formada y educada por la histórica, sigue siendo revolucionaria, socialista, fidelista y martiana, y aseguró que no cederán un milímetro en sus posiciones a favor de la independencia, la soberanía y la justicia social.

El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, aseguró hoy aquí que su pueblo seguirá enfrentando el bloqueo económico, comercial y financiero de Estados Unidos en todos los terrenos con trabajo, creatividad, resistencia y sin renunciar al desarrollo.

‘El recurso más valioso de Cuba es su pueblo: imaginativo, emprendedor, valiente y creativo, dijo el mandatario cubano en la clausura del Encuentro Antimperialista de Solidaridad, por la Democracia y contra el Neoliberalismo.

Se refirió a los oídos sordos de Washington al reclamo de la comunidad internacional por el cese del cerco económico.

“Nuestra Patria sufre hoy un estrechamiento criminal del cerco, el recrudecimiento de una política inmoral e ilegal que por más de 30 años la Asamblea General de Naciones Unidas ha condenado de forma prácticamente unánime, sin que Estados Unidos reaccione a la demanda mundial”, denunció.

No obstante, señaló que esas acciones son insuficientes para derrotar al pueblo cubano, que, recordó, lleva 151 años combatiendo por su independencia y “no la cederá jamás”.

Puntualizó que la administración de la Casa Blanca emplea actualmente prácticas de asedio, persecución y sanciones contra países, empresas y barcos que contribuyan a transportar combustible a Cuba.

De igual modo, el jefe de Estado agradeció la solidaridad internacional con la isla, la que acompaña, añadió, el sacrificio, la resistencia y voluntad de los cubanos por preservar la Revolución.

Por otra parte, reiteró el firme apoyo y solidaridad de Cuba al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, y la unión cívico militar de su pueblo; con Daniel Ortega y el Frente Sandinista de Liberación Nacional de Nicaragua, también bajo ataque, precisó.

Reafirmó las felicitaciones a Evo Morales por su triunfo electoral en Bolivia, y a Alberto y Cristina Fernández, que abren una nueva esperanza en Argentina, dijo.

Díaz-Canel confirmó asimismo el respaldo de la nación caribeña a todas las causas justas de los pueblos como la palestina y la saharaui por su derecho a la libre determinación, así como la demanda histórica argentina por recuperar la soberanía sobre las Isla Malvinas.

También expresó su condena a la intervención imperialista contra Siria y exigió respeto a su soberanía e integridad territorial.

Abogó por la continuidad del diálogo intercoreano y por el fin de las sanciones a la República Popular Democrática de Corea, y exhortó al cumplimiento del proceso de paz de Colombia.

Sobre el plan de acción aprobado en el encuentro antimperialista, argumentó confirma la conciencia de los sectores progresistas en la necesidad de la unidad para construir juntos un proyecto emancipador antiimperialista y comprometido con la integración.

 

 

Califiquenos

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Nombre